Primera derrota del Barça desde abril de 2012 y con el mismo árbitro

Por en Deportes 01/20/13 12:02pm
Los jugadores del Barcelona, Leo Messi (seg. por der.), y Andrés Iniesta (der.), se lamentan después de que la Real Sociedad anotara su tercer gol para ganar el partido. ANDER GILLENEA/AFP/Getty Images

El Barcelona perdió 3-2 este sábado en la jornada 20 de la Liga española ante la Real Sociedad, lo que supone la primera derrota en el campeonato del equipo catalán, líder destacado en la clasificación.

Hasta la jornada 20  el Barcelona sumaba 19 victorias y un empate.”Algún día teníamos que perder en la Liga. En fútbol puede pasar”, declaró el entrenador Tito Vilanova después del partido sobre el primer tropiezo en el campeonato.

El conjunto azulgrana que en el minuto 25 ganaba por 2-0 con goles de Messi y Pedro, vio como la Real fue comiéndole el terreno hasta lograr tres goles consecutivos, dos del uruguayo Chory Castro y otro de Imanol Agirretxe en el minuto 91.

“El Barça es un rival de lo mejor que hay a nivel mundial, todos los equipos estaban jugando para quitarle esa imbatibilidad y por suerte pudo ser aquí en Anoeta y regalar este triunfo a toda la gente de San Sebastián que hoy celebra su fiesta”, dijo el Chory Castro tras el partido.

La expulsión del defensa central Gerard Piqué (minuto 57), por doble amarilla tras una entrada a destiempo al mexicano Carlos Vela, que jugó un gran partido, ayudó en la reacción local.

“Faltas como ésta ha habido 200 en el partido de hoy. Yo creo que ha sido muy claro lo que ha pasado. No hay que darle más vueltas”, señaló Vilanova sobre la expulsión del central.

El Barcelona no perdía en la Liga española desde que perdió ante el Real Madrid en el Nou Camp (1-2) en la jornada 35 de la pasada campaña, el 21 de abril de 2012. Curiosamente, el colegiado del encuentro fue el mismo que dirigió este sábado el partido ante la Real Sociedad, el navarro Alberto Undiano Mallenco.

Desde entonces, el equipo barcelonista había acumulado 23 encuentros seguidos sin perder, de los que había ganado 21 y tan sólo había empatado dos, en la última jornada de la campaña precedente ante el Betis y ante el Real Madrid ya en este curso.

Más allá de la trascendencia de la derrota, que no debería tener excesiva debido a la ventaja acumulada en la Liga, la cosechada del sábado en Anoeta invita al análisis, porque llega después de un empate en la Copa del Rey y a pocos días vista de que el Barça de Tito Vilanova se juegue el pase a las semifinales coperas.

Vilanova no cree que esta derrota le pase factura a su equipo en el compromiso copero la semana entrante, ya que sus futbolistas “están acostumbrados a jugar con presión y siempre salen a ganar”.

Por primera vez, los azulgrana han sumado esta temporada dos partidos sin ganar y se produce en un mes en el que las cargas físicas suelen pasar históricamente factura a los catalanes. Al equipo azulgrana, como se vio ante el Málaga y frente a la Real Sociedad, le falta en la actualidad chispa física y punta de velocidad.

La semana en el Camp Nou se aventuraba intensa. Se conoció el inicio del tratamiento del técnico en Nueva York, el fichaje de Pep Guardiola por el Bayern de Múnich y el deseo de Víctor Valdés de no renovar su contrato con el Barcelona.