Entretenimiento

Los secretos de belleza de María Félix en el corto ‘María Bonita’

Protagonizado por Diana Bracho, se exhibe el 22 y 24 de abril en el Festival de Cine Latino de Chicago.

Por ,  04/21/17 - 1:05pm
More share buttons
Share on Pinterest
Diana Bracho como María Félix y Vico Escorcia como Aghata, en una escena del cortometraje 'María Bonita: Mis días con María Félix'. CORTESÍA

CHICAGO_ Apreciar a María Félix de una manera casual, casi casera, es lo que ofrece el cortometraje mexicano “María Bonita: mis días con María Félix” (2016), que se presenta en la trigésimo tercera edición del Festival de Cine Latino de Chicago.

Dirigido y escrito por Amanda de La Rosa, forma parte del segmento “Mujeres en el cine”.

Está inspirado en hechos reales cuando “La Doña” y su pareja el pintor francés Antoine Tzapoff -mucho más joven que ella, porque como lo dijo la diva alguna vez, “tonta sería al escoger uno de su edad”- visitaron Xalapa, Veracruz, en 1991 para la inauguración del Museo de Antropología de dicha ciudad.

Se hospedaron en la casa de la familia de Amanda de La Rosa. Y de ahí surgió esta historia que mezcla realidad y ficción.

Como la Félix, actúa la primera actriz mexicana Diana Bracho quien sin tener un parecido a “La Doña”, logra proyectarla sin ser ni una parodia ni caricatura. Es la Félix por la Bracho.

“María Bonita” narra el encuentro de una mujer de 80 años y Agatha, una adolescente de 16 (interpretada por Vico Escorcia) que quiere saber los consejos de belleza de la que fuera considerada la mujer más bella de México.

La única y nunca igualable “Doña”, es mostrada por momentos en el cortometraje sin esos aires de diva a la defensiva, lejos de los aires de “devoradora” y mujer implacable. Se le aprecia como una mujer que comparte por instantes, su sabiduría de vida con una joven.

En el corto de 18 minutos se adaptan las situaciones y frases de la vida real de la Félix para la narrativa. Están sus frases célebres como cuando respondió a la pregunta de si era cierto que le gustaban las mujeres.

“Si todos los hombres fueran como usted, tendría que serlo”, fue su respuesta, o el lapidario y directo adjetivo que le dio al escritor mexicano Carlos Fuentes “mujerujo”.

Sus amores, los de verdad, no los que cita su segundo marido Agustín Lara -”qué cursi era Agustín”- en el tema “María Bonita” salen en la conversación de la mujer y la adolescente.

De Agustín Lara comparte “Dicen que era feo, pero tenía una gran guapura. Hay hombres que nada más de escucharlos, son guapos”.

“El flaco de oro”, comparte esta Félix real/imaginaria, era un seductor compulsivo que amó sólo una vez (como su tema) y no fue a ella, sino a su primera esposa.

De Jorge Negrete, su tercer marido dice: “Ese sí era un hombre de verdad, no como los de ahora”.

¿Y sus consejos de belleza?

Es uno. El amor propio, porque la belleza dice, “es una percepción, un espejismo, una creencia”.

Como dijo alguna vez: “No basta ser bella, hay que saber serlo”.

Para anotar: Hay que apreciar las escenas finales, esas de la vida real de ese encuentro.

“María Bonita” se proyecta en el Festival de Cine Latino de Chicago junto con “Mi amiga del parque”, en las funciones del sábado 22 de abril a las 3:30 p.m. y el lunes 24 de abril a las 5:30 p.m.

El Festival se realiza en el AMC River East 21 322 E. Illinois St.-.

Más información en www.chicagolatinofilmfestival.org.

TE PUEDE INTERESAR:

María Félix, una mujer con corazón de hombre