Quieren discreción judicial para arrestados por inmigración

Por en Chicago 12/6/12 3:48pm
Miembros de la familia Muñoz con el padre José Landaverde, a la izq. JAIME REYES/DIARIO HOY

Paula Muñoz no pudo contener las lágrimas al recordar que su esposo Efraín Muñoz sigue en custodia de autoridades migratorias, en el área de Chicago.

A una semana de que este padre y esposo fuera detenido durante un operativo de inmigración en la planta Chicago Pallets Service Inc., la familia dice estar desesperada.

Según el reverendo José Landaverde, pastor de la Misión Anglicana Católica Nuestra Señora de Guadalupe, de los 34 trabajadores detenidos por inmigración el jueves, 17 fueron liberados.

Efraín Muñoz también seguía detenido y su caso se complicaba porque tenía antecedentes de DUI de hace 10 años, según su esposa Paula.

“Esperamos que salga pronto ya sea con grilletes o bajo palabra. Queremos que quede libre para que este con su familia”, añadió Muñoz, quien indicó que ambos tienen seis hijos y él es el único sostén de su familia.

Florentino Gutiérrez también seguía detenido, pero fue transferido a Kentucky y oficiales de inmigración lo presionaban para que firme su salida voluntaria, según Landaverde, quien indicó que por ley todo detenido por inmigración tiene derecho a ver a un juez.

María Martínez, pareja de Gutiérrez, se quejó que desde su detención sólo logró hablar con él en una ocasión.

El jueves, una portavoz de inmigración no pudo confirmar cuántos de los 34 detenidos seguían bajo custodia.

“ICE puede optar por ejercer la discreción fiscal en ciertos casos, pero también puede optar por procesar a otros individuos y fijarles una fianza apropiada. ICE determina estas acciones caso por caso”, según la portavoz.

En julio, ICE emitió un memo para que sus agentes ejerzan discreción al encausar casos.

En tanto, los trámites para liberar al resto de los detenidos continúan.

El reverendo Walter Coleman, asistente del representante federal Luis Gutiérrez, dijo que éste habló con autoridades migratorias para exigir que los detenidos en el operativo sean liberados bajo palabra.

Coleman dijo que planean una movilización nacional el 21 de enero, el día que el presidente Barack Obama toma posesión para que imponga una moratoria a las deportaciones.

Según Landaverde, la Misión entrenará a los trabajadores sobre qué deben hacer en caso de una redada en su lugar de trabajo.