Falleció Quelino Ojeda Jiménez

Por en Chicago 01/1/12 12:40pm
Quelino Ojeda Jiménez. ARCHIVO HOY.

Quelino Ojeda Jiménez el joven que fue objeto a una repatriación médica hace más de un año, en el área de Chicago, falleció la madrugada del 1º de enero en un Hospital de Juchitán, Oaxaca, México.

Según Ana María Cruz, esposa de Reynaldo Cruz, tutor legal de Quelino, familiares que atendían a Quelino en esa ciudad oaxaqueña le informaron que el joven cuadrapléjico había fallecido debido a una ataque cardíaco.

Cruz dijo que Quelino había sufrido de un ataque semanas pasadas., pero se estaba recuperando, y que incluso el día de ayer comió bien.

Un tío que lo cuidaba indicó que por la noche le ofreció agua o jugo de naranja porque Quelino comía unas galletas y cuando regresó con el jugo encontró  a Quelino sin vida.

Esta versión no pudo ser confirmada por el hospital el lunes.

Reportes indican que Quelino, quien era techero, sufrió un accidente en su lugar de trabajo en agosto de 2010 y fue trasladado al Centro Médico Advocate Christ, en Oak Lawn, en donde fue atendido por algunos meses, sin embargo, fue repatriado a México en diciembre de 2010.

Representantes consulares mexicanos en Chicago indicaron que el traslado se hizo sin cumplir con una serie de trámites en casos de repatriación de personas enfermas y sin la autorización de Quelino o sus padres.

El hospital, por otro lado, negó la versión y un portavoz señaló que el traslado se realizó  en el interés del joven.



  • MelanieS

    El caso de Quelino me rompio el corazon de verdad y eso que he visto mucho… Como ese hospital se atreve a tener “Cristo” en su nombre no lo se porque nada de Cristo hay en lo que hicieron. Como podemos aceptar las leyes de un pais que protege al empleador y no al empleado lastimado… es una gran verguenza. Que no se olvide nunca este pobre joven y lo que le paso y si alguien sabe de cualquier esfuerzo que se esta haciendo para ayudar a su esposa y sus hijos si lo pueden anunciar aqui, por favor. En paz descanse, Quelino Ojeda Jimenez. Gone but not forgotten, not ever.